15 de noviembre 2016

Seis nuevos seminaristas menores reciben sus becas en el día del Reservado

XXVIII martes del II Tiempo Ordinario
Como cada segundo domingo del mes de noviembre, el Seminario Menor de San José celebró el domingo la fiesta del Reservado, que data de 1888, cuando se reservó, por primera vez, el Santísimo Sacramento en este lugar. Un día en el que se invita a todas las familias de los seminaristas menores a conocer desde dentro el lugar donde se forman y a compartir una jornada de convivencia con los formadores y seminaristas mayores. Además de las familias, también asistieron algunos párrocos de los seminaristas y sacerdotes operarios diocesanos.
La jornada comenzó con el rezo de la Hora Intermedia, dirigida por el Arzobispo Emérito de Burgos, Mons. Francisco Gil Hellín, acompañado del Obispo de Cartagena, Mons. José Manuel Lorca Planes. Tras la oración, se realizó una procesión por el patio del seminario, donde los seminaristas prepararon varios altares; incluso pasaron por la Casa Sacerdotal donde también había un altar.
Posteriormente tuvo lugar la acogida de los seis nuevos seminaristas menores que este año se incorporan al Seminario Menor de San José, y con los que ya suman 25, 14 de ellos internos. Un acto en el que el Mons. Lorca les dio la bendición y les impuso las becas. “Un acto sencillo”, recuerda el rector del seminario, Sebastián Chico, “que fue seguido de una entrañable comida con las familias”.
A diferencia de otros años, no se celebró la Eucaristía en este día del Reservado, sino que tanto los seminaristas y formadores, como las familias y sacerdotes, participaron junto a la Iglesia diocesana en la clausura del Año de la Misericordia, que tuvo lugar en la Catedral, a las 17:00 horas.
Volver a noticias

Suscríbete a nuestro boletín de noticias y recibe en tu correo electrónico las noticias destacadas de nuestro blog.

Suscríbete
Noticias relacionadas