Reflexiones semanales
30 de mayo 2021

Solemnidad de la Santísima Trinidad

Corpus Christi

El domingo siguiente a Pentecostés, celebramos la solemnidad de la Santísima Trinidad. Gracias a la acción del Espíritu Santo, porque Jesús nos dijo que el Espíritu nos lo enseñaría todo, podemos conocer mejor a Dios. Ya sabemos que Dios es Amor, que es misericordioso, que perdona siempre y que nos abre a la esperanza, pero también llegamos a comprender por las señales que nos ha dado que pertenece a la esencia de Dios el ser comunión, unidad y luz infinita, nos lo ha dado a conocer a lo largo de toda esta historia de Salvación, porque nos va mostrando las señales y todo el universo nos habla de su autor. En Dios encontramos la respuesta a todas nuestras preguntas y la vocación a la unidad, a la familia, porque el Señor nos ha hecho seres relacionales, como es Él mismo.

Contemplando este misterio de la Santísima Trinidad desde lo más hondo del corazón traemos a la memoria las palabras de Jesús en el evangelio de San Juan: El que me ama guardará mi Palabra, y mi Padre lo amará, y vendremos a él y haremos morada en él (Jn 14,23). Este es el mayor regalo que hemos recibido, saber que Dios mora en nosotros, por eso toda criatura es digna de respeto, porque hemos sido hechos a imagen y semejanza de DIOS y Él habita en nosotros, ¿no es admirable esto? Podemos encontrarnos con el Señor en cada instante, mirar como mira Dios y soñar el sueño de Dios. Dios Trinidad nos ha enseñado a amar como ama Él, como se relacionan las tres personas divinas, el Padre, el Hijo y el Espíritu y son un solo Dios verdadero. De mil maneras nos enseña Dios a acercarnos a los demás, a tenderles la mano, como nos dice el Papa Francisco, como signo que recuerda inmediatamente la proximidad, la solidaridad, el amor… El Papa nos decía en su mensaje en la Jornada mundial de los pobres del año pasado, que cuando todo el mundo ha estado abrumado por el virus, no ha faltado la mano tendida de los médicos buscando el remedio; la mano tendida de los enfermeros y enfermeras permaneciendo al cuidado de los enfermos; y la mano tendida de tanta gente que han arriesgado sus vidas y han desafiado el contagio y el miedo… Dios Trinidad se ha acercado siempre a cada uno de nosotros y nos sigue tendiendo la mano de la salvación.

En este día muchas ordenes religiosas renuevan su consagración total y definitiva a Dios, le vuelven a decir al Señor que les siga dando la fuerza necesaria para no decaer en su voluntad de ofrecerse, de entregarse para siempre. Felicidades hermanas y hermanos, felicidades por vuestra vida llamada a la santidad en la oblación y muchas gracias por vuestras oraciones y sacrificios por la Iglesia, por nuestra Iglesia.

Sabemos que los contemplativos habéis sabido elegir, aunque el mundo no entienda vuestro estilo de vida, porque no conoce el amor, el mundo duda si el amor es posible, más cuando tantos fracasos soportan por la cantidad de rupturas afectivas, desilusiones, sentimientos quebrados y traicionados… Pero un cristiano sabe a ciencia cierta que el amor sí es posible y que el verdadero amor de entrega mantiene abiertas las puertas de la esperanza y del futuro, que el amor verdadero genera alegría y paz, que amor une a las personas y las hace libres en el mutuo respeto. A vosotras, hermanas de los conventos de clausura de nuestra Diócesis, gracias por enseñarnos a orar y a amar en silencio. Rezamos por vosotras, para que el Señor os siga concediendo la gracia de una vida fecunda en fe, esperanza y amor a todos.

Volver a reflexiones
Últimas reflexiones semanales
  • El Señor hace que germinen sueños

    XXV viernes del Tiempo Ordinario17 septiembre, 2021

    En la Misa dominical está la clave para vivir cerca de Dios, en el encuentro con el Señor y con los hermanos. En la Eucaristía vamos a encontrar la clave...

    +
  • La coherencia de la fe

    XXIV viernes del Tiempo Ordinario10 septiembre, 2021

    Nos debemos comprometer a leer con serenidad, y antes de ir a la Eucaristía de este domingo, la segunda lectura del apóstol Santiago. No es un capricho, es una necesidad...

    +
  • Renueva la confianza en Dios

    XXIII viernes del Tiempo Ordinario3 septiembre, 2021

    Agosto ha pasado y nos ha dejado el recuerdo de unos días de inmenso calor y con él se han ido las vacaciones, el tiempo de descanso, el olor a...

    +
  • Solemnidad de Santiago Apóstol

    XVII viernes del Tiempo Ordinario23 julio, 2021

    Esta solemnidad del Apóstol Santiago, patrono de España, nos une a todos los cristianos en torno al Apóstol que fue el primero en beber el cáliz del Señor, entregando su...

    +