16 de Enero 2017

Misa hispano-mozárabe y boniatos dulces para celebrar San Fulgencio

II lunes del I Tiempo Ordinario

La urna de plata que contiene las reliquias de San Fulgencio abría la procesión claustral que daba inicio a la celebración de la fiesta del patrón de la Diócesis de Cartagena. Decenas de sacerdotes caminaban tras los restos del santo cartagenero que eran portados por los diáconos. Al llegar al presbiterio comenzaba la Eucaristía, presidida por el Obispo de la Diócesis de Cartagena, por el rito hispano-mozárabe.

Cientos de fieles han asistido a la celebración, que seguían gracias a un libro, en el que se indicaban y explicaban las distintas partes de la liturgia, que era cantada por el coro del Seminario Mayor San Fulgencio.

Mons. José Manuel Lorca Planes ha explicado en su homilía que “San Fulgencio fue un recio defensor de la fe y fiel a la voluntad de Dios”, lo que lo hace ejemplo de fe y coherencia. “Aprendamos a seguir los pasos del Señor, aunque sea en el silencio de nuestras limitaciones”, ha añadido el Obispo. Asimismo Mons. Lorca ha recordado la oportunidad de vivir con “intensidad la experiencia de acercarnos a su Cruz, a la Vera Cruz”, haciendo referencia al Año Jubilar que se está celebrando en Caravaca.

Tras la Eucaristía, cientos de murcianos esperaban a que las puertas del Palacio Episcopal se abrieran para continuar con la celebración del patrón de la Diócesis. En el claustro del Palacio Episcopal se han servido cerca de 400 kilos de boniato dulce y mistela. Este postre era el tradicional con el que se celebraba esta festividad en el seminario diocesano que toma el nombre del patrón de la Diócesis de Cartagena.

Homilía de Mons. Lorca: Fiesta de San Fulgencio 2017

Ver galería de imágenes

Volver a noticias

Suscríbete a nuestro boletín de noticias y recibe en tu correo electrónico las noticias destacadas de nuestro blog.

Suscribe
Noticias relacionadas